Pan de molde con suero y prefermento

Por fin conseguí tener algo de disciplina en esto de ser una buena aprendiz panarra. Llevo todo el verano haciendo pruebas y hasta casi me he acostumbrado a apuntar los ingredientes ¡lo que cambia una por conseguir un buen pan casero!

No me he animado hasta hoy a publicar esta receta y ha sido gracias al reto de  Cocinando Sabores en Instagram . Nos ha convocado a inundar la red de maravillosos panes caseros.

El mío es muy sencillo, pero darme tiempo. De momento estoy encantada de compartir con todos vosotros esta maravilla de pan casero . Un pan de molde con prefermento y harina de centeno. #estosiespandemolde

Ingredientes:

Para el prefermento:

  • 100 g de suero de leche
  • 130 g de harina de fuerza
  • 20 g de levadura fresca de panadero
  • 5 g de azúcar

Para la masa

  • El prefermento
  • 1,5 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 350 g de suero de leche
  • 25 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 360 g de harina de fuerza
  • 180 g de harina integral de centeno
  • Unas semillas de sésamo para decorar ( opcional)

Cómo lo preparamos

  1. En primer lugar preparamos el conocido como prefermento. Para ello mezclamos buen todos los ingredientes hasta conseguir una masa homogénea y lo tapamos con papel film. Lo dejaremos reposar hasta que doble su volumen. Yo lo dejé la noche anterior en la nevera y a la mañana siguiente lo saqué hasta que duplicó el tamaño.
  2. Ahora que ya está listo, añadiremos todos los ingredientes restantes y amasaremos hasta que la masa nos quede con la textura deseada.
  3. A la hora de amasar, tener en cuenta el molde que vayáuis a utilizar poara dejarle esa formita dada.
  4. El recipiente que hayáis elegido para hornear debe ser antiadherente o pincelarlo un pelín con mantequilla o aceite.
  5. Una vez lo tengáis, deberéis dejar que leve la masa ya dentro del recipiente tapado con un paño de cocina . Cuando haya duplicado su tamaño, tendréis la masa lista para hornear.
  6. Decorar con unas semillas de sésamo
  7. El horno debe haber sido precalentado a 200º. Y a la hora de meter el pan, los primeros 5‘ mantenéis la temperatura y a partir de ahí la bajáis a 180 grados. Aproximadamente estará unos 25-30 minutos, pero como siempre os digo, cada horno es diferente y el tiempo y la temperatura puede variar.
  8. La vista os va a ayudar a saber cuándo está hecho. Mientras tanto podéis ir disfrutando de ese olor tan especial a pan recién hecho. Ummm… ¡dan ganas de merendar!
  9. Ojo que hay que esperar un poco. Sacaremos el pan del horno y pasados unos minutos, con cuidado de no quemarnos, dejaremos que se enfría sobre una rejilla. Y si, podéis mirarlo con ojos de deseo, pero hasta que no se enfríe, no lo debéis tocar.

 

 

 

 

 

 

 

Pin It on Pinterest

Share This